El cuidado de la salud durante el embarazo


Si bien es cierto que el embarazo es un fase natural que atraviesan las mujeres y que no puede considerarse por tanto una ‘enfermedad’, también lo es que durante este periodo, pese a poder llevar una vida normal, hay que mantener un especial cuidado del estad de salud. Se trata de ser conscientes de que ya no estamos solas, dentro de nosotras crece una nueva vida y todo lo que hagamos durante los nueve meses de gestación puede acabar afectando a su desarrollo.

Pese a que no es necesario guardar reposo ni variar nuestra actividad diaria, a no ser que sea por recomendación médica, sí que hay que estar muy atenta a las señales que nos envía nuestro cuerpo y hacerles caso.

Hay que tener ciertas precauciones lógicas respecto a la salud en el embarazo

El cuidado de la salud durante el embarazo

Si estamos cansadas debemos descansar, dormir si tenemos sueño o comer si hay hambre. El organismo es sabio y si un día nos apetece dulce seguramente es que estemos faltas de glucosa. Ir en contra de estas ‘peticiones’ puede hacer que nos encontremos peor, nosotras y por tanto nuestro hijo.

La alimentación es así uno de los puntos clave para mantener una buena salud y tener un embarazo adecuado. No se trata de empezar a comer sin control, sino de llevar una dieta equilibrado y permitirnos esos pequeños caprichos, siempre sin abusar. Pensemos que una alimentación muy grasa, o con poco aporte de vitaminas, hidratos de carbono u otros nutrientes va a impedir el feto consiga todo lo que necesita para desarrollarse de forma adecuada.

El embarazo implica también un debilitamiento del sistema inmunológico de la mujer, esto es, el cuerpo baja sus defensas para permitir que ese nuevo ser empiece a crecer en nuestro interior sin que el organismo lo rechace. Pero esto provoca además que estemos más expuestas a las enfermedades, los resfriados son los más comunes. Hay que ser consciente de ello y estar atenta ante cualquier inicio de resfriado para cortarlo cuanto antes. Pensemos que durante el embarazo se restringe el número y tipo de medicamentos que se pueden tomar, por lo tanto será mejor evitar cambios de temperatura o el contacto con personas enfermas. También hay que seguir precauciones básicas como abrigarse bien, descansar siempre que lo necesitemos y de nuevo llevar una dieta adecuada.

Aunque seamos muy activas normalmente tendremos que cambiar nuestro estilo de vida temporalmente

Puede que seamos personas muy activas que realizan gran cantidad de actividades al día, o practiquemos determinados deportes. Ante un embarazo habrá que revisar nuestro estilo de vida y tratar de minimizar o incluso eliminar aquello que puede ser perjudicial para la salud. Por ejemplo los deportes de riesgo o aventura o un ritmo de vida muy estresante. Todo ello puede acabar afectando al normal desarrollo del bebé por lo que, durante unos meses habrá que replantearse ciertos comportamientos.

Dentro de los hábitos que deberíamos revisar estarían otros perjudiciales no solo para el bebé si no también para nosotras, como el beber alcohol o el consumo de tabaco y otro tipo de drogas. Este es uno de los mayores peligros para la embaraza ya que el consumo de todas estas sustancias está demostrado que incide directa y negativamente en nuestra salud y la de nuestro hijo.

Foto: Flickr


Referencias: Wikipedia | Medline

Especiales que te interesan:



¡Ya somos más de 70.000 fans! ¡Únete!

Deja un comentario