Remedios caseros para los piojos


Remedios caseros para los piojos

Los piojos son uno de los trastornos más habituales de los niños, lo que ha hecho que se transmitan de generación en generación algunos remedios caseros que, se supone, son efectivos a la hora de eliminar esta plaga de parásitos de la cabeza de un niño.

La verdad es que, cada vez más, los padres están comprobando que usar lociones contra los piojos a base de pesticidas, está dejando de ser efectivo para controlar a los piojos y eliminarlos de la cabeza de sus hijos. Por lo tanto, si se opta por un tratamiento farmacéutico, hay que procurar que su fórmula esté hecha a base de elementos naturales, y no tenga pesticidas, como la permetrina.

Remedios naturales o remedios caseros, no es lo mismo

También es verdad que al hablar de un tratamiento farmacéutico hecho a base de productos naturales, como los aceites de nuez de coco y anís, no nos estamos refiriendo a ningún remedio casero. Pero hay que reseñar que son una alternativa muy válida, a medio camino entre los pesticidas de siempre y los trucos de la abuela.

Si nos referimos a estos productos caseros, que seguro nuestras abuelas ya usaban para eliminar los piojos de sus hijos, debemos destacar uno de los clásicos: el vinagre de manzana. Hay que decir que no es un remedio 100% eficaz, ya que se ha comprobado que deja algunos piojos vivos. De todos modos, es excelente para hacer desaparecer la sustancia con la que las liendres se adhieren al pelo. Para usarlo, tan solo hay que diluirlo en agua caliente y aplicarlo en el pelo seco, durante dos horas, y tapado con un gorro. Luego se aclara. Hay que hacer esto 2 veces a la semana a lo largo de un mes.

Remedios caseros usados de forma preventiva

Otra opción es usar el vinagre de manzana como prevención de la aparición de piojos. Para ello, hay que hacer un enjuague con agua tibia y vinagre a partes iguales después de lavar el pelo con champú y acondicionador. También para prevenir los problemas de piojos, es un remedio casero habitual mezclar en el frasco del champú que se usa siempre unas gotitas de esencia de árbol de té, que se vende en herbolarios. Incluso hay quien aplica en el peine unas gotas de esencia de geranio, lavanda o citronella. De esta manera, se supone que los piojos no encuentran atractivo estar en la cabeza de la persona que lo usa. En este sentido, lo que sí resulta práctico es aplicar un producto que ayude a pasar la liendrera más fácilmente y, por lo tanto, arrastrar mejor los piojos y liendres que se encuentren en la revisión. Resulta muy útil emplear una cantidad más abundante de lo normal de acondicionador.

También se habla de algunos remedios caseros tradicionales que son, como mínimo, un poco complicados de usar en la cabeza de un niño, debido a su alto componente grasoso. Nos referimos a emplear productos como mayonesa casera, o aceite corporal para bebés, sin probada eficacia en la eliminación de piojos y, además, extremadamente complicados de quitar del pelo de un niño.

Foto: Flickr


Referencias: Wikipedia | Medline

Especiales que te interesan:



¡Ya somos más de 70.000 fans! ¡Únete!

Deja un comentario