Homeopatía en embarazo, bebés y niños

En los últimos años se ha puesto de moda una nueva corriente médica llamada homeopatía. La homeopatía se caracteriza por el uso de preparados altamente diluidos que tratan de emular los síntomas que padece el paciente bajo su premisa fundamental «lo similar se cura con lo similar».

La homeopatía se desarrolló en el siglo XVIII y está basada en la teoría de los humores.

Erróneamente se le denomina «medicina natural» ya que no es natural su preparación, que se realiza siempre en laboratorios. La homeopatía es del tipo medicina alternativa.


¿Funciona la homeopatía?


No existe ninguna prueba del funcionamiento real de la homeopatía. Ningún estudio científico ha podido reproducir resultados positivos en la administración de productos homeopáticos. Además los fundamentos de la homeopatía van en contra de todo lo que conocemos sobre química y física y otras ramas científicas.


Pero he oído o conozco casos que ha funcionado


La mayoría de casos en los que «funciona» se tratan de enfermedades viricas leves como constipados o gripes. En realidad el cuerpo humano posee múltiples elementos defensivos para acabar con este tipo de infecciones viricas y salvo casos graves ningún médico recetará usualmente ningún tratamiento médico.

Lo que suelen recetar los médicos en estos casos son medicamentos como el paracetamol que no atacan a la enfermedad, sino que simplemente calman los síntomas. Nuestras defensas son las que acaban realmente con los virus.

Teniendo en cuenta ésto podemos tomarnos un frasco de agua (o producto homeopático) a la vez que el constipado o gripe y la mejora será exactamente la misma que sin tomarlo.


¿Qué es el efecto placebo?


El efecto placebo es el efecto psicológico que tiene el paciente cuándo cree que está consumiendo o tomando alguna medicina que le va a curar. En muchas enfermedades este hecho produce una recuperación más rápida.

La homeopatía sí produce el efecto placebo (no tiene efecto real pero si la persona que se lo toma cree en ello le afectará como efecto placebo). Otro ejemplo de efecto placebo es por ejemplo cuando un niño tiene una herida y le ponemos una tirita. La tirita producirá rápidamente un efecto placebo en el niño que rápidamente se olvidará de su herida y volverá a jugar.


¿Es peligroso tomar productos homeopáticos?


Sí si sustituimos la medicación del médico por productos homeopáticos.

No si lo tomamos como complemento o para enfermedades muy leves, siempre que respetemos las prescripciones de tomas (incluso bebiendo mucha agua una persona puede tener problemas de salud)


¿No será que los laboratorios tienen un lobby y quieren esconder que la homeopatía realmente funciona?


Es curioso este argumento muy manifestado. Recordemos que los productos homeopáticos no son naturales, no los podemos encontrar en la naturaleza. Son laboratorios los que se encargan de fabricarlos.

Precisamente la gran expansión de la homeopatía ha sido realizada gracias a la amplia labor de «venta» que han realizado los laboratorios que fabrican productos homeopáticos. Recordemos que además de laboratorios que fabrican en exclusiva productos homeopáticos (como Boiron) hay muchos laboratorios que antes sólo fabricaban productos clásicos y ahora han sacado productos homeopáticos.

Una de las grandes ventajas de los productos homeopáticos es que no están considerados medicamentos por los gobiernos, con lo que no pasan ningún tipo de control como los medicamentos clásicos (por ejemplo un medicamento clásico desde que se inventa hasta que se empieza a vender sufre unos 10-15 años de pruebas exhaustivas con muchos grupos de control).

Si juntas todo ello podrás ver un negocio muy lucrativo: crear productos muy económicos de fabricar, ningún coste de control y amplios márgenes de beneficios.


Pero existen muchos gobiernos que la apoyan o que incluso la subvencionan


Es cierto en parte, y todo gracias a la fuerza de lobby que tiene la industria de la homeopatía. Recordemos primeramente que los políticos son eso, políticos. No son científicos.

De todos modos en los últimos años ya se observa que muchos gobiernos se han posicionado en contra de la homeopatía avalados por muchísimos estudios científicos independientes que demuestran que la homeopatía no funciona. En este caso señalar los casos de España con conclusiones como el estudio del Ministerio de Sanidad que dice: «En general, las revisiones realizadas concluyen que la homeopatía no ha probado definitivamente su eficacia en ninguna indicación o situación clínica concreta, los resultados de los ensayos clínicos disponibles son muy contradictorios y resulta difícil interpretar que los resultados favorables encontrados en algunos ensayos sean diferenciables del efecto placebo»; o el caso del Reino Unido cuyo Comité de Ciencia y Tecnología de la Cámara de los comunes concluyó que la homeopatía debía dejar de etiquetarse como una medicina, a la vista de la inexistencia de base científica más allá del placebo.

En Alemania los medicamento homeopáticos ya no son financiados por el gobierno y en USA no están bajo la FDA y no son considerados medicamentos.

En Australia la NHMRC concluyó: «La posición de la NHMRC es que no es ético el tratamiento de pacientes con homeopatía por parte de profesionales de la salud, pues se ha demostrado que ésta no es eficaz.»

Como vemos aunque hace unos años los gobiernos aprobaban e incluso subvencionaban los tratamiento homeopáticos, hoy en día y a la vista de las pruebas concluyentes ya se están retractando.


Pero si no tienen ningún peligro puedo tomarlos yo o mi bebé, ¿no?


Por supuesto puedes hacer lo que quieras, de hecho los productos homeopáticos no son casi peligrosos. Pero sí que te recomendamos que nunca cambies un tratamiento médico por uno homeopático y que siempre sea tu médico el que dirija todas las administraciones.

Además conviene no acudir a expertos homeopáticos (recuerda los grandes intereses económicos que hay detrás de la homeopatía) sino que es mejor gastar el dinero en mejores médicos.

El mayor peligro de la homeopatía es que el paciente rechace los tratamientos convencionales, los cuáles son los que se han probado y demostrado como efectivos para el tratamiento de las enfermedades.

Si te sobra el dinero siempre puedes complementar tu tratamiento normal con productos homeopáticos.

Etiquetas: , , , , ,
Referencias:

Wikipedia

¿Qué es la homopatía?