Nutrición en el embarazo múltiple

Un embarazo múltiple es una fabulosa e inesperada noticia para los futuros padres, pero implica que, como mujer, deberás tener en consideración algunas cosas más que durante un embarazo normal.

Uno de los puntos a tener en cuenta, y el cual trataremos a continuación, es el de la nutrición en el embarazo múltiple, puesto que deberás realizar algunos cambios o ajustes en las necesidades vitamínicas y nutritivas, en comparación con las mujeres que sólo darán a luz a un niño.


Necesidades vitamínicas – diferencias y similitudes


Si bien tener más de un bebé es un desafío en varios sentidos, la diferencia en la ingesta de vitaminas no es tan distinta a las necesidades de las mujeres que esperan un embarazo «normal».

En lo que respecta a las similitudes entre la nutrición en el embarazo múltiple y su contraparte, los profesionales nutricionistas, ginecólogos, obstetras y pediatras recomiendan que la dieta de la mujer en espera de 2 o más niños no sea diferente a la de una embarazada normal; por ejemplo, las futuras madres de un sólo niño necesitan entre 1.600 y 2.000 mg diarios de Calcio, y las madres con embarazos múltiples no deben excederse de tal dosis.

Lo mismo se aplica para el consumo de ácido fólico (un suplemento vitamínico de enorme importancia para las mujeres embarazadas), que debe ser ingerido al menos un mes antes de quedar embarazada, y durante como mínimo el primer trimestre de gestación, para evitar los riesgos de que los bebés sufran de defectos en el tubo neural).

En lo que respecta a las diferencias de nutrición en el parto múltiple, hay ciertas vitaminas y minerales cuya ingesta deberás cambiar. Uno de ellos es el hierro; debido a que un embarazo múltiple aumenta las posibilidades de que sufras de anemia, será necesario que aumentes el consumo de hierro (para que tus niveles de hemoglobina sean los adecuados) luego de consultar con tu nutricionista, ginecólogo o médico de cabecera sobre cuál es la dosis ideal para tu embarazo en particular.

Además, es importante que incrementes el consumo de proteínas al esperar más de un niño, puesto que juegan un rol fundamental en el desarrollo de toda clase en el feto. Otros nutrientes que deberás consumir en mayor cantidad son: las vitaminas C y D, el cobre y el zinc. Recuerda consultar con tu médico sobre la disponibilidad de suplementos vitamínicos integrales, para no tener que tomar más pastillas de las necesarias, ya que el mercado ofrece varios complejos vitamínicos en una sola pastilla.


El exceso de nutrientes


Como le mencionamos anteriormente, lo principal es que consultes con un profesional de la salud que pueda evaluar tu situación en particular, para que te recomiende la cantidad exacta que debes consumir de cada vitamina o mineral, para contar con una nutrición en el embarazo múltiple excepcional. Tener en cuenta ésta recomendación es muy importante, puesto que tanto la carencia como el exceso de nutrientes pueden ser perjudiciales para los fetos.

¡No dejes pasar el tiempo, y consulta con tu médico!